miércoles, 2 de noviembre de 2011

Valdeosma. Soria.




Sancho IV en 1289,  hace merced a Pedro Sánchez, su escribano, administrador y camarero, del término de "Valle hacia Osma" -Valdeosma- para que lo poblase, y del lugar de Alcubilla del Marqués con sus términos. Donación  que confirma  Enrique II,  Enrique III,  Juan II  y Enrique IV.

Valdeosma es un "término redondo". 

En 1440,  Juan II cede los señoríos de Osma y San Esteban de Gormaz a  Álvaro de Luna, incluyéndose Valdeosma. El señorío pasaría a  Diego López Pacheco, y, a mediados del siglo XV, el término de Valdeosma fue adquirido por Lope de Barrionuevo. Es ahora cuando parece que se levanta  la Torre o Casa Grande.

En octubre de 1675 era señor de Valdeosma y su bosque  Juan Pacheco de Guzmán, caballero de la Orden de Alcántara. Diez años después lo era Gil Pachecho Núñez Vela Ponde de León, vecino de San Clemente de la Mancha. En 1752 lo fue Juan Francisco Pacheco. En 1788 lo era Joaquín Sandoval, residente en la Mancha, y después lo serían sus descendientes, hasta que Policarpo Molinero Izquierdo compró el lugar a los herederos de "Casa Pacheco" en 1912, y lo dejaría en su testamento a sus hijos. 

En 1934, sesenta y cuatro vecinos de Sotos del Burgo lo compran a la viuda de Poliparpo Molinero, y siguen siendo sus propietarios los herederos de estos vecinos.


María de Tovar, señora de Berlanga y luego de Osma, compró, entre 1523-1524, Alcubilla del Marqués, Berzosa y Valdealbín.

Entre 1770-1774 figura Valdeosma como despoblado anejo al curato de Rejas de Ucero, y que en 1788 su señor era Joaquín Sandoval.