jueves, 10 de noviembre de 2011

La Judería de Madrid.


Plano de Texeira, 1656. Vista de la fuente del Caño Dorado, número 67.


Plano de Mancelli, 1620.

En Lavapies había una fuente de dos caños. La fuente del Piojo estaba en el Prado cerca de la puerta del convento de los Padres Recoletos y la del Caño Dorado estaba en medio del Paseo del mismo Prado donde ahora está la Plaza de la Lealtad y el edificio de la Bolsa.

En el barrio de Lavapies parece que no estuvo la judería de Madrid de la que se dice estuvo en el Avapies. En tiempos de Felipe III y IV era ya Lavapies.

Hubo un barrio judío y una sinagoga entre el Alcázar y la mezquita hasta 1391 en lo que era la colación de Santa María de la Almudena. Restos de sus casas se han encontrado en las obras que se se están realizando para Museo de las Colecciones Reales en la plaza de la Almudena.

El primitivo emplazamiento de la judería en el ribat islámico de Madrid fue en la zona meridional del alcázar, dentro del primer recinto amurallado de la villa, cerca de la Puerta de la Vega. Allí debían residir cuando las tropas de Alfonso VI tomaron la ciudad en 1083.
Ya bajo dominación cristiana, debido al aumento demográfico, la judería se extendió hacia otros lugares de la población. No se duda en situar el barrio judío de Madrid en la zona del arrabal, que se correspondería con el actual barrio de Lavapiés. Para algunos autores, la calle de la Fe se habría denominado hasta el año 1493, calle de la judería, o calle de la Sinagoga, y habría sido su centro, ubicándose la Sinagoga donde hoy día se alza la Iglesia de San Lorenzo.
No hay pruebas documentales. Además el barrio de Lavapiés era en la edad media una zona poco poblada.
En 1481 la sinagoga estaba cerca del Corral de los Toros y el Campo del Rey, en la colación de San Juan, en el Campo del Rey, al que se llegaba desde el barrio de Santa María a través de la Puerta de la Sagra, quedando inutilizada la primitiva Sinagoga.
Después de las persecuciones de 1391 los judíos viven por distintas zonas de Madrid,

- en el barrio de la Iglesia de Santa María de la Almudena

- en la colación de San Miguel

- en la calle de los Estelos y en la plaza de la Iglesia de San Salvador

- en las proximidades de la Puerta de Guadalajara

- en San Miguel de los Octoes

- en la colación de la Iglesia de San Nicolás

- en el arrabal, en el barrio de la Iglesia de San Ginés

Durante el siglo XIV hubo una convivencia pacífica y próspera entre los judíos y el resto de los vecinos de Madrid. Convivencia alterada en 1391 cuando, procedentes de Toledo las masas antijudías irrumpen en la judería madrileña saqueándola y obligando a sus habitantes a bautizarse o morir. Parece ser que algunos oficiales del concejo colaboró con este movimiento. Las bandas de asaltadores pudieron escapar de la judería a través de la Puerta de Valnadú, que casualmente esa noche estaba abierta.